Zonas erroneas, defectos psicológicos, Felicidad

La felicidad es un regalo hermoso, ¡todos deseamos ser felices! pero, existe un montón de posibilidades de que dicho sentimiento sea desconocido, no para todos pero si para una gran mayoría.

Existe algo comprobado; si no existe voluntad de cambio, la libertad y la felicidad seguirán siendo solo palabras.

No es fácil cambiar de modo de pensar. Tú estás acostumbrado a un cierto tipo de pensamientos y a sus consecuencias debilitantes. Hay necesidad de trabajar mucho para poder deshacerse de los hábitos de pensamiento que has asimilado hasta ahora. Es fácil ser feliz, pero aprender a no ser desgraciado puede resultar difícil.

La felicidad es la condición natural de la persona. Esto es evidente cuando se observa a los niños pequeños. Lo que es difícil es deshacerse de todos los «deberías» y «tendrías que» que has digerido en el pasado.

Hacerte cargo de ti mismo empieza con tener conciencia de ti mismo. Pon atención cuando digas cosas como, Me han ofendido.

Piensa en lo que estás haciendo en el momento que lo estés haciendo. El nuevo pensamiento requiere ser consciente de tus viejos pensamientos. Te has acostumbrado a patrones mentales que identifican las causas de tus sentimientos en hechos externos.