PDF, Psicología Del Éxito, William Atkinson

La Psicología se ha definido como la “ciencia de la mente”, y concierne a la consideración de los estados mentales y de los actos que resultan de ellos. Tal como un hombre piensa, así es. Tal como un hombre piensa, así obra. Los pensamientos toman forma en acción, sea en acción positiva o en la represión de esta misma acción. El Éxito se define como “un favorable o próspero resultado o determinación de cualquier tentativa.

Nadie que esté familiarizado con la historia de los hombres que han triunfado y con sus métodos negará que sus cualidades mentales han tenido siempre una relación directa con su obra. Ciertas cualidades mentales producen ciertos resultados directos o indirectos, buenos o malos.

Cuando intentamos explicar el fracaso de un individuo, señalamos prontamente ciertos rasgos mentales que creemos han de haber sido un obstáculo para el triunfo, cierta debilidad de carácter que ha contribuido al fracaso.

La misma regla puede aplicarse a los que triunfan; pero la influencia mental exacta no puede discernirse tan claramente, pues la mayoría de los hombres que no son palpablemente coronados por el Éxito, inducen a la creencia de cierta falta de cualidades mentales y, por consiguiente, no están dispuestos a reconocer estas cualidades en otros, como lo están para reconocer las negativas más comunes.

Mientras que es cierto que circunstancias exteriores contribuyen frecuentemente en gran manera al éxito o fracaso de un individuo en casos especiales, también es un hecho reconocido que los hombres que poseen ciertas cualidades mentales, con mucha frecuencia son aptos para convertir en éxito un fracaso o remediar éste mediante un nuevo esfuerzo. Esos también obtienen el Éxito cuando éste se obtiene ocasionalmente y tienen la ventaja de la oportunidad al alcance de la mano.

Al contrario, la falta de ciertas cualidades mentales impide que un individuo reconozca la oportunidad que llama a su puerta, impidiéndole, por tanto, que pueda levantarse después de una caída. Así, pues, es la mente, o las cualidades mentales, en último resultado, lo que constituye la esencia real de un éxito o un fracaso. Y como la Psicología es la ciencia de la mente, se sigue que la Psicología está íntimamente relacionada y en estrecho contacto con la consideración del Éxito, o “el favorable o próspero resultado o terminación de cualquier tentativa”.

La mente crea la realidad, Deja de ser tú, PDF

Es fácil entender que los traumas dañan el cerebro, pero los investigadores también han descubierto que los pensamientos negativos y la mala programación del pasado también lo afectan.

Por ejemplo, yo crecí con un hermano mayor empeñado en zurrarme. La tensión y el miedo que sentía constantemente me produjeron mucha angustia, unas pautas mentales marcadas por la ansiedad y estar siempre en guardia, porque no sabía cuándo me iba a pasar algo malo.

El temor en el que yo vivía me causó una hiperactividad en los centros del miedo del cerebro durante mucho tiempo, hasta que pude resolver este problema más tarde en la vida.

En una serie de estudios que hemos publicado, la práctica de la meditación, como la que el Doctor Dispenza aconseja, aumentó considerablemente la circulación sanguínea en la corteza prefrontal, la parte más pensante del cerebro humano.

Después de meditar a diario durante ocho semanas, a los sujetos del estudio la corteza pre frontal en reposo se les fortaleció y la memoria también les mejoró. Hay muchas formas de curar y optimizar el cerebro.

No debemos esperar nunca que la ciencia nos dé permiso para hacer algo inusual, de lo contrario estaremos convirtiéndola en otra religión más. Seamos lo bastante valientes como para contemplar nuestra vida, hacer algo «inaudito» y repetirlo una y otra vez. De este modo llegaremos a alcanzar un mayor poder personal.

Daniel G. Amen, M. D.

El aprendiz de brujo, Manual PNL, parte 2, PDF – Alexa Mohl

PNL, Terapias PNL, Manual de ejercicios PNL

Sus orígenes se sitúan en 1975 en los trabajos de Richard Bandler en
colaboración con John Grindler que analizaron cómo percibían y filtraban la
información los y las más prominentes terapeutas, como el fundador de la
terapia Gestalt, Fritz Perls.

Bajo el nombre de Programación Neurolingüística (PNL) se conocen, entre otros, un conjunto de modelos, habilidades y técnicas para pensar y actuar de forma efectiva a partir del modelado de las estructuras lingüísticas, los mapas mentales y los patrones de comportamiento de las personas que han llegado a la excelencia en su campo.

Pretendían averiguar por qué algunos y algunas terapeutas resolvían los casos en que trabajaban con más éxito que otros; anteriormente Bandler había estudiado terapia Gestalt.

factorhuma.org.

Este libro es una continuación de El Aprendiz de Brujo, obra que se ha convertido en lectura obligada para cualquier seguidor de la PNL. y está dirigido a personas que tienen ya algunos conocimientos de esta disciplina o que desean adquirirlos con mucha rapidez.

Contiene información detallada sobre el trabajo con el trance, sobre cómo conseguir la capacidad hipnótica necesaria tanto para la transformación de la propia vida, como para cuestiones profesionales.

Tus Zonas Erróneas, PDF – Wayne W. Dyer

Zonas erroneas, defectos psicológicos, Felicidad

La felicidad es un regalo hermoso, ¡todos deseamos ser felices! pero, existe un montón de posibilidades de que dicho sentimiento sea desconocido, no para todos pero si para una gran mayoría.

Existe algo comprobado; si no existe voluntad de cambio, la libertad y la felicidad seguirán siendo solo palabras.

No es fácil cambiar de modo de pensar. Tú estás acostumbrado a un cierto tipo de pensamientos y a sus consecuencias debilitantes. Hay necesidad de trabajar mucho para poder deshacerse de los hábitos de pensamiento que has asimilado hasta ahora. Es fácil ser feliz, pero aprender a no ser desgraciado puede resultar difícil.

La felicidad es la condición natural de la persona. Esto es evidente cuando se observa a los niños pequeños. Lo que es difícil es deshacerse de todos los «deberías» y «tendrías que» que has digerido en el pasado.

Hacerte cargo de ti mismo empieza con tener conciencia de ti mismo. Pon atención cuando digas cosas como, Me han ofendido.

Piensa en lo que estás haciendo en el momento que lo estés haciendo. El nuevo pensamiento requiere ser consciente de tus viejos pensamientos. Te has acostumbrado a patrones mentales que identifican las causas de tus sentimientos en hechos externos.