Crecimiento personal

Etiqueta: Filosofía Página 1 de 2

Quién soy yo, PDF, Jean Klein

Introducción.

La cuestión ¿Quién soy yo? aparece tan a menudo en nuestra vida y, sin embargo, nos apartamos de ella. Hay muchos momentos en que nos sentimos incitados a preguntar: ¿Qué es la vida?, ¿Quién soy yo?. Tal vez hemos sentido, desde la niñez, una vaga nostalgia de algo más, un anhelo divino.

Tal vez sentimos que la verdadera razón de nuestro nacimiento se nos escapa, nos pasa de largo. Posiblemente nos hayamos llegado a aburrir con todas las’ formas que hemos utilizado para tratar de dar un significado a nuestra existencia: la acumulación de aprendizaje, experiencias y riqueza, búsquedas religiosas, asuntos compulsivos, drogas y demás. O quizás nos estemos enfrentando a una crisis en la que ya no nos sentimos capaces de controlar la situación.

Tal vez, sencillamente, nos aterre la muerte. Todos estos acontecimientos son oportunidades que no deben desaprovecharse. Vienen de la misma vida, invitándonos a que miremos, porque la vida sabe que, cuando realmente la vemos, no podemos evitar admirarla…

¿Por qué evitamos la llamada a investigar? ¿Por qué evitamos descubrir lo que somos? En gran parte porque existe el profundo sentimiento de que investigar seriamente significa la muerte de algo a lo que nos aferramos, algo que es la idea que tenemos de nosotros mismos, la personalidad, el ego y todo cuanto le acompaña.

También vacilamos porque, en realidad, no sabemos cómo hacer la pregunta, la sentimos ahí pero no podemos abordarla, la sentimos demasiado grande para nosotros, sentimos temor ante ella. Lo asombroso de ello es que tanto una como la otra excusa pertenecen a nuestra sabiduría inherente, proceden de la respuesta misma. Prueban que ya sabemos más de lo que pensamos…

Paul Tabori, Historia de la estupidez humana, PDF

Historia de la estupidez humana

El autor revela el tipo de curiosidad intelectual que no se atiene alas fronteras establecidas por la cátedra universitaria o por las especialidades científicas, y que es tan difícil hallar en nuestros días.

A semejanza del estudioso europeo de la generación anterior, o del hombre culto del Renacimiento, pasa fácilmente de la historia a la literatura, y de ésta a la ciencia.

La fascinación que ejerce la obra de Tabori proviene precisamente de la variedad de los temas abordados. Obras antiguas, medievales y modernas le han suministrado toda suerte de hechos increíbles y de leyendas creíbles sobre este “astro siniestro que difunde la muerte en lugar de la vida.

El autor cita sorprendentes ejemplos de estupidez relacionados con la codicia humana, el amor a los títulos y a las ceremonias, las complicaciones del burocratismo, las complicaciones no menos ridículas del aparato y de la jerga jurídica, la fe humana en los mitos y la incredulidad ante los hechos, el fanatismo religioso, sus absurdos y manías sexuales, y la tragicómica búsqueda de la eterna juventud.

Sri Swami Sivananda, PDF – La filosofía de los sueños

La filosofía del mundo de los sueños

Dice Sri Swami Sivananda que el mundo de los sueños está separado del mundo del estado de vigilia. La persona que está durmiendo en una cama confortable en Calcuta, completamente sana en el momento de acostarse, vaga en sueños por las calles de Delhi como si fuera un hombre enfermo y viceversa.

El estado de sueño profundo está separado de los otros dos mundos, el de los sueños y del estado de vigilia. Para el que sueña, el mundo de los sueños y sus objetos son tan reales como los objetos y experiencias que tiene en el mundo de vigilia.

Una persona soñando no es consciente de la falta de realidad del mundo de los sueños, no se da cuenta de la existencia del mundo de vigilia que está separado del sueño. El nivel de consciencia cambia. Este cambio de la consciencia produce la experiencia de soñar, o bien la de estar despierto.

Los objetos no cambian en sí mismos. Sólo hay cambio dentro de la mente. Es la propia mente la que representa diferentes papeles durante el sueño y la vigilia.

Superando malas actitudes, Las Zonas Oscuras De Tu Mente, PDF – Ramiro Calle

Mente y percepción, Zonas oscuras de la mente

¡Estudiar la mente y comprender la manera como influye en nuestra vida es indispensable! solo así podremos emprender acciones que limpien nuestra mente, como resultado: disfrutaremos de una vida equilibrada, donde reina la paz y la armonía.

La mente es el órgano de percepción y cognición. Muchas son sus funciones, entre otras la conciencia, la memoria, la imaginación, el juicio, el discernimiento y las elaboraciones intelectuales.

Como reza la antigua instrucción: La mente es el fundamento de todos los estados. Buda lo cifraba con las siguientes palabras: “La mente es la precursora de todos los estados; la mente es su fundamento y todos ellos son creados por la mente”.

De ahí la importancia que él mismo y todos los grandes maestros de la India que eran, además, magníficos psicólogos prácticos y de la autorrealización le han concedido a la necesidad de armonizar, purificar, gobernar y encauzar de modo consciente la mente que, en tanto no se disciplina, resulta muchas veces indócil, negligente e inductora de estados que provocan la desdicha propia y ajena.

Página 1 de 2

Funciona con WordPress & Tema de Anders Norén