Crecimiento personal

Etiqueta: Emociones positivas Página 1 de 2

PDF, 21 creencias que nos amargan la vida

Muchas ideas, socialmente aceptadas, son falsas. Cuando son falsas nos confunden. La confusión y los errores que generan, nos hacen sufrir. Por este motivo, si quieres disfrutar de la vida, es necesario que empieces a tener una nueva visión que te permita relacionarte sabiamente con la realidad. Tal como se dice: Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo.

Cada uno dé nosotros interpretamos los mensajes que nos llegan en función de nuestras creencias. Destapar esas creencias limitantes y cambiarlas por información de sabiduría que nos ayude a vivir en paz con nosotros mismos es un maravilloso reto.

El sufrimiento es el resultado de la ausencia de sabiduría, que es lo único que hay que ganarse, lo demás se dará por añadidura. Cuando llegues a un estado en el que no sufras ante nada, significará que estás mirando la vida desde una verdadera comprensión y, ahí, surgirá el verdadero amor. Con estas páginas, esperamos facilitarte este proceso.

No maldigas las informaciones falsas que te transmitieron, ni guardes rencor a las personas que te las comunicaron. Las falsedades no están por casualidad en nuestras mentes. Son necesarias para descubrir la verdad. Gracias al error, tenemos la oportunidad de aprender. Por otra parte, las personas que te transmitieron estas informaciones ni tan solo sabían que eran falsas y actuaron desde la ignorancia.

Si creemos que pensar en nosotros es egoísmo, tendremos una baja autoestima, es decir, la incapacidad para valorarnos. Y si no somos capaces de valorarnos, ni de amarnos, tampoco seremos capaces de recibir porque, de forma inconsciente, creeremos que no nos merecemos nada. Al no pensar en nosotros no nos escuchamos y no captamos nuestras necesidades.

Toda experiencia de vida es un camino de crecimiento y aprendizaje que, cuando se integra… ¡no hay marcha atrás! Es decir, cuando ya has aprendido a caminar, no necesitas ir gateando. Cada nuevo aprendizaje implica trascender el anterior y desechar lo que ya no te resulta útil.

Para resumir el proceso a lo más fundamental, podemos decirte que la clave está en dejar de guiarse por las emociones y los sentimientos del ego, y empezar a guiarse por el amor; es decir, que tu decisión de ser feliz y buscar el máximo bien para todas las personas, al margen de cómo sean, lidere tu vida. Esto no puede hacerse sin haber comprendido, previamente, el verdadero significado del amor. El amor nace de la comprensión y no puede forzarse.

El universo está en ti, PDF

Muchas veces creemos que la mejor manera de superar nuestros miedos es imaginando que el futuro será mejor que el presente, que más adelante encontraremos las respuestas a nuestras preguntas. No obstante, el futuro no deja de ser una proyección dilatada de nuestro presente, y si queremos que algo mejore en nuestra vida debemos emprender el cambio ahora. Pero ¿cómo? No necesitas irte lejos para descubrirlo. Aquí tienes las respuestas.

Si quieres conocer algo, piensa en ello. En definitiva, el conocimiento de lo que nos rodea parte de nuestro pensamiento. Si prestas atención, te acabas dando cuenta de que todo tiene su origen en tu mente, y que a través de ella puedes crear tu realidad. Esos pensamientos que nos sirven para crear nuestro mundo, en la mayoría de las ocasiones, son creencias profundamente arraigadas desde nuestra niñez o incluso, tal vez, desde tiempos más antiguos, previos a nuestra existencia.

Todo pensamiento va unido a una sensación. Cuando piensas en algo, inmediatamente sientes. Si tratas de pensar racionalmente, aunque te mantengas dentro de una supuesta objetividad, siempre habrá una intención, la cual, aun sin querer, te condiciona. La intención se genera en el corazón, en la emoción.

Pensar, desear, sentir. Son tres vocablos que precisan de una visión
conjunta. Iodo parte de un deseo. Todos deseamos algo en la vida. Nos movemos hacia delante gracias a los deseos y por el ansia de llevarlos a cabo.

Todo deseo se encuentra en tu ser gracias a dos elementos: tu pensamiento y tus sentimientos. Para lograr cualquier cosa en la vida, creo que es imprescindible comprender que tus pensamientos y tus sentimientos trabajan conjuntamente. Piensas y sientes a la vez. De eso trata lo que sigue a continuación. De reflexionar sobre el sentido del deseo, de ahondar en tu mente en busca de respuestas para que tus deseos se cumplan y, lo más importante, de cómo lograr que tus sentimientos puedan finalmente hacer que vivas en aquella realidad en la que deseas vivir.

Psicología del poder de la imagen de si mismo

La vida debe ser una aventura excitante. Cada día debe amanecer dentro de nosotros con un sol rebosante de riqueza de sentimientos y de agudeza de percepciones. Hemos de labramos metas propias que nos inspiren para la acción entusiasta. Al avanzar vigorosamente hacia la vida, cualquiera que sea nuestra edad, nunca habremos de temer a la muerte.

Una de las más grandes aventuras de la vida consiste en conocerse mejor a sí mismo. Es una verdadera tragedia el que algunas personas pasen toda su vida sin avanzar en ningún sentido, sumidos en la frustración, debido a que no saben nada de sí mismos ni de cómo habérselas con los problemas, muchos de los cuales los crea el medio ambiente.

Para quien lea este libro con toda atención, la obra será como un viaje lleno de descubrimientos. Aprenderá más cosas acerca de sí mismo y también maneras de mejorarse. Se han incluido en este libro siete ejercicios prácticos y cierto número de sugerencias específicas, destinado todo ello a ayudar al lector en su búsqueda.

El poder de la imaginación

el lector podrá echar mano a un gran tesoro: su imaginación. De sus arcas sacará imágenes mentales que proyectará en la pantalla de su mente. Podra apreciar los dramas ahí representados y de ellos sacara valiosas lecciones.

Este poder de imaginar es fantástico. Habrá veces en que nos neguemos a creer cuan importante llega a ser, p»ero, sin ningún género de duda, puede determinar anticipadamente los éxitos y los fracasos.

Es posible que algunas personas llegan a un cambio que han buscado, éste es insuficiente, y nunca alcanzarán la totalidad de lo que podrían realizar, ni su pleno potencial como seres humanos.

Quizá el lector es de las personas que insisten en sus cualidades negativas y dejan de apreciar las positivas, en algo podremos remediarlo. Si está dispuesto a hacer cuanto pueda por la mejor causa jamás perseguida, aprenderá a ser justo consigo mismo.

Dios nos trajo a la tierra a vivir no a apoltronamos. Quiere vernos dichosos y gozando de la vida. Quiere que disfrutemos de todos los instantes, que entretejamos todos los días de la vida con amoroso cuidado, por más viejos o jóvenes que seamos.

Practicando La Inteligencia Emocional, PDF – Daniel Goleman

Si usted trabaja en una gran empresa es muy probable, aunque no lo sepa que esté siendo evaluado en función de este tipo de capacidades. Asimismo, aunque nadie se lo advierta explícitamente, cuando vaya a solicitar un empleo es casi seguro que será sometido al escrutinio de esta nueva lente. Así pues, independientemente de cuál sea su situación laboral, el conocimiento de estas capacidades puede resultar esencial para el éxito de su carrera profesional.

En el caso de que usted forme parte del equipo directivo, tendrá que determinar si su empresa promueve o desalienta este tipo de competencias porque, en el primero de los casos, la organización será más eficaz y productiva. De ese modo conseguirá sacar el máximo partido a la inteligencia grupal o. por decirlo de otro modo, a la interacción sinérgica de los talentos más adecuados de cada uno de los participantes.

En el caso de que usted forme parte de una pequeña empresa o incluso de que sea un trabajador autónomo, también deberá tener en cuenta que el rendimiento depende en buena medida de este tipo de capacidades, aunque nadie le haya hablado de ellas en la escuela. Pero, en cualquiera de los casos, su carrera dependerá, en mayor o menor grado, de su dominio en este campo.

Página 1 de 2

Funciona con WordPress & Tema de Anders Norén