La abundancia a la incondicionalidad, PDF

La abundancia de la incondicionalidad. Tantas personas que se creen amables, generosas, solo porque le dan una bolsa de comida a una persona necesitada en la calle, exponen a esa persona a la cámara, y luego publican ese video en alguna red social y lo monetizan, ¿Generoso? ¿O incondicional?

Las personas pierden su camino, su misión en la vida se olvida, y esta es la razón del sufrimiento. Si vamos a ayudar a los demás, primero debemos ayudarnos a nosotros mismos, a enriquecernos espiritualmente, para que entendamos lo que significa incondicionalidad, y estemos de nuevo en el camino de la iluminación.

Todos los seres humanos, sin excepción, hemos venido al mundo para trabajar en nuestro desarrollo espiritual, compartiendo y participando en experiencias con otros seres humanos. La vida es un formidable proceso pedagógico del Universo; el planeta.

La vida es un formidable proceso pedagógico del Universo; el planeta Tierra es un colegio espiritual. Y cada experiencia vivida se puede comparar con un curso académico. 

El desarrollo espiritual es un trabajo interno, absolutamente individual y personal. Es decir, necesitamos de la interacción y de la experiencia con otras personas para poder elaborar nuestro propio desarrollo para conocernos a nosotros mismos.

A veces, en lugar de asumir el propio desarrollo, pretendemos interferir en el de los demás; en esos casos. En vez de aprender de los otros, deseamos cambiarlos. Lo que se consigue con esto es distorsionar el proceso pedagógico, o intentar distorsionarlo, y con ello se complica la propia vida.

Hay que tomar en cuenta que sólo por medio de la práctica constante, y desechando las teorías y conceptos que demuestren ser equivocados. Es como llegaremos realmente a la sabiduría. 

Para alcanzar la eficiencia, únicamente hay que dejar de enfrentarse al orden perfecto del Universo. La ineficiencia mental es necesaria para descubrir, a través de la saturación, que existen las Leyes del Universo. Cuando ya hemos sufrido lo suficiente estamos preparados para comprender las Leyes. 

Para cesar el enfrentamiento externo, primero tiene que cesar el interno, y para ello es necesario haber aceptado, que todo lo que existe. Y todo lo que sucede es perfecto y necesario, porque tiene un propósito de amor.

El estudio y comprensión del porqué de las cosas que existen, y suceden nos puede conducir al reconocimiento de las Leyes. Que a su vez permiten crear un futuro mejor para la Humanidad.

Existen siete Leyes del Universo que rigen la totalidad de sus procesos de creación, administración y evolución. De esas siete, cuatro son fundamentales. Puesto que controlan el desarrollo y la evolución de la consciencia, de la especie humana en cualquier lugar del Universo…

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: