Imagina que increíble sería si no le debieras nada a nadie. Esa sensación de no tener preocupaciones ni deudas y tener la libertad de hacer lo que siempre has soñado: pagar la universidad de tus hijos, invertir en propiedades, pagar la hipoteca de tu casa, tener negocios y planear un futuro financiero exitoso.

Cuando tienes problemas y cargas financieras tiendes a estar desesperado en todo momento, y eso no te deja soñar ni establecer metas, porque esa preocupación le roba armonía y felicidad a tu vida y no te deja pensar ni soñar.

Sería increíble si tuvieras dinero ahorrado lo suficiente como para irte de vacaciones con tu familia a Grecia, para invertir en bienes raíces, y mejor aún, negocios que te generen una buena cantidad de dinero. Hoy quiero decirte que eso es posible y que este libro es la base para lograrlo.

Cuando alcanzas la estabilidad financiera en tu vida, todo empieza a fluir, tienes una mejor relación con tu pareja y disfrutas más de la vida. Y aunque el dinero no compra la felicidad, te da la libertad de disponer de tu tiempo como quieras, de ayudar a otros y de disfrutar más tiempo de calidad con tu familia: Eso es libertad financiera. Libertad de disponer de tu tiempo y de tu dinero. Y eso es lo que este libro te puede ayudar a alcanzar.

Cuando no tenemos dirección ni destinos financieros claros, nos encontramos diciendo: ¡Trabajo y trabajo y el dinero no me alcanza!” “Mi salario no es suficiente”.

Seguramente te identificas con estas populares y habituales frases. Frases que escucho a diario de personas a mi alrededor, en mis conferencias, talleres, y de mis clientes de asesoría y coaching financiero…