Como estudiar la biblia, PDF, Gregory Kedrovsky

Publicado por Decida cambiar en

Como estudiar la biblia, PDF, Gregory Kedrovsky

Este libro contiene todo un curso de enseñanza bíblica. Es una enseñanza que tal vez sea un poco más compleja que la que se suele dar hoy en día. Sin embargo, es esencial para el desarrollo de una relación saludable con el Señor, porque tal relación tiene como base la Palabra de Dios.

Puesto que es el Espíritu Santo quien nos enseña la Biblia, nuestro aprendizaje de ella no depende tanto de nuestra aptitud sino de nuestra actitud. O sea, tiene que ver con un corazón dispuesto a creer todo lo que Dios dice en la Biblia y obedecerlo. Es por esto que Pablo dice que no vamos a aprender la Biblia por la sabiduría humana.

Si llegamos a la Biblia con una actitud ligera y frívola sólo para aprender algo nuevo e interesante, jamás llegaremos a entenderla como Dios quiere. Haríamos muchas preguntas, como Herodes, pero Dios nada nos responderá.

La única diferencia entre alguien que supuestamente sabe algo de la Biblia y otro que realmente la entiende, es la actitud. Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente.

Pablo dice que el conocimiento solo es vano, pero que el conocimiento con amor, sí, vale. Hemos de estar dispuestos a enseñar lo que estamos aprendiendo a otros porque Dios siempre nos da algo para que luego lo compartamos con los demás que lo necesitan también. Este primer requisito del estudio bíblico provechoso se trata de la actitud de corazón del estudiante.

La Biblia no es cualquier libro de texto. La Biblia debe encender un fuego dentro de nosotros porque es el Libro que nuestro Creador nos ha escrito.

Debemos depender del Espíritu Santo siempre. Dios quiere mostrarnos. Además, es Él quien nos transforma con la Biblia, de adentro hacia afuera. No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.

descargar texto completo


0 comentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: